Lulu



Vamos a ver: Lulu es una chica que desde los doce años es obligada a mendigar por su padre, que supuestamente abusa de ella. A los 15 ya tiene un amante, el Doctor Schön, quien la casa con un consejero médico, que supongo que es algo así como un cargo político, para salvar las apariencias. Lulu posa para el cuadro de un pintor, que se enamora salvajemente de ella. El consejero los pilla con las manos en la masa, le da un ataque al corazón y se muere. Lulu se alegra porque ahora es rica. Se casa con el pintor de mala muerte, que tiene mucho éxito vendiendo cuadros, pero no sabe que quien los compra es el Doctor Schön. Cuando éste le revela la verdad, el pintor se corta el cuello (y se muere, claro). Lulu se pone muy contenta y dice que se casará con el doctor. Más tarde, Lulu actúa en un teatro de bailarina en una obra escrita por el hijo del Doctor. Se enfada mucho porque ha visto entre el público al Doctor junto a su joven prometida (que no es ella, evidentemente) y monta un numerito. El Doctor viene a ver qué narices le pasa y ella empieza con que se va a casar con un príncipe que la corteja y acaba embaucando al doctor para que escriba una carta a su prometida rompiendo el compromiso. Lulu se casa con el doctor, pero sigue teniendo un enjambre de admiradores alrededor: un niñato, un acróbata forzudo, una condesa lesbiana y el propio hijo del doctor, que está por sus huesitos. El doctor Schön, harto, le da a Lulu un revólver para que se suicide ante tanto escándalo y limpie su honra. Lulu, que es más lista, lo mata a él. Un año más tarde, la condesa lesbiana organiza un plan para que Lulu se pueda fugar de la cárcel. Se hace enfermera, se pone las bragas de una muerta de cólera, se contagia del cólera, va a visitar a Lulu a la cárcel, se intercambia las bragas con ella y la contagia. Van las dos al mismo hospital. A la condesa le dan el alta pero regresa porque ha olvidado su reloj. En el regreso, cambia sus ropas con las de presidiaria de Lulu, quien escapa. Cuando vuelve, el acróbata no la quiere llevar con él por los circos porque está la pobre hecha un asquito (físicamente hablando). Lulu se queda con el enamorado hijo del doctor en el mismo sofá en el que se desangró su padre. Lulu y cuadrilla escapan a París, donde es chantajeada por un marqués que le pide dinero a cambio de no denunciarla a la policía. Como no tiene dinero y ya le ha sacado todo lo que ha podido a la condesa, el marqués le propone que se vaya de puta a un burdel en El Cairo. El acróbata forzudo también necesita pasta y chantajea a Lulu. El padre también le pide dinero. Lulu convence a la condesa de que se vaya con el forzudo y así su padre se lo podrá cargar. Hay un tumulto por el valor de unas acciones que cae en picado y Lulu, su padre, la condesa y el hijo del doctor huyen a Londres. En Londres, como no tienen un duro, deciden prostituir a Lulu. Su primer cliente es un cura. Su segundo cliente, un negro que le da una paliza al hijo del doctor y lo mata. El tercer cliente es Jack el destripador, que se carga a Lulu y a la condesa. De las bragas encolerizadas no se vuelve a saber nada.

Y con todo esto ha habido auténticas desbandadas de público en el Teatro Real.

Claro que era música atonal.

Que entramos a las ocho y salimos casi a las doce.

Que se dice Lulu y no Lulú.

Y que el escenario era únicamente una tarima blanca y una pared de cristal.
¿Que no te ha gustado el argumento de Lulu, de Alban Berg?
Pues yo salí encantado, oiga.

Mi crónica de la LULU de anoche, aquí (clic).
A Lulu hay que ir con los deberes hechos.

El vídeo del principio se lo robo a Madrod con todo el descaro.
Ya lo hacían los Ailovius hace siglos, ¿verdad?


Anne Igartiburu desnuda

Ana de Armas desnuda
Ana de Armas desnuda Ana de Armas desnuda

Blog Widget by LinkWithin