Falsa alarma: YMCA sí es un himno gay

 

En este mundo actual en el que cada evento se magnifica hasta niveles exosféricos (con su correspondiente ultraje e indignación masivos) para a los dos días quedar olvidado (ponte a rebuscar en facebook algo que viste hace dos semanas, bonita, es IM-PO-SI-BLE), me llamó la atención un titular:

"El cantante de Village People declara que la canción YMCA no tiene nada que ver con el mundo gay"



Este titular tendría su parte de risible y de asombroso de no ser porque remontándonos a las hemerotecas (¿hemeroqué? ¿eso qué es? ¿sale en twitter?) la noticia es del año 2007.

¿Y por qué coño ha salido ahora?
Adivina, divina: ¡por los juegos olímpicos de invierno de Sochi! (que tienen nombre de primos del osito Misha, por cierto).

Aparentemente (y digo aparentemente, porque ya hasta yo he perdido el enlace), activistas pro los derechos gays (perdón, lgtbqrtirqtr) han sugerido que en la ceremonia de apertura de los Juegos Olímpicos de Invierno se interprete la canción YMCA de Village People como manifestación contra la homofobia institucional imperante en Rusia a la entrada de los atletas estadounidenses.

Como dice mi amiga Dolly: "Tócate las tetas y hazte la muerta, Roberta".



Al momento, medios tan enterados e imparciales como el Huffintong Post se han supuestamente puesto en contacto con Victor Willis, cantante de la formación original de los Village People y coautor de la letra (en la primera foto de esta entrada en el centro, vestido de poli y con la boca abierta dispuesto a felacionar todo lo que se le pase por delante).

Willis ha declarado que a él le ha llegado la propuesta y que aceptaría cantar en los Juegos la canción pero no como himno gay, porque YMCA es una canción que va sobre la camaradería entre hombres, pero no tiene nada que ver con el mariconerío.



Los blogs gays se hacen eco (cereales que pretenden sustituir al colacao y saben a rayos, de toda la vida) y empieza una espiral de artículos diciendo que se sienten ultrajados, ofendidos e indignadísimos con las palabras de Willis, y cada web aporta sus decenas de comentarios a cual más sulfurado.

Pues mira, bonita, yo no sé la verdad sobre todo esto porque ni soy íntima de Willis y la canción YMCA me parece ideal para hacer el ganso en bodas y partidas de Wii, pero poco más. 





Peeeeeerooooo mi declarado estatus de fan irredento de la genial película "Can't Stop The Music" (Que no pare la música), prestigioso film del que ya me ocupé en su día aquí, me obliga a hacer un poco de bloguerismo de investigación, y tira de enlace por aquí, tira de enlace por allá mientras estás en casa dopada con Nolotil y vestido únicamente con una batamanta morada... he llegado a mis propias conclusiones.




La primera es que todo es una absoluta gilipollez, porque los países desfilan con la música que les ponga la organización de los JJOO (que es como mezclar jolín con cojones, a mí esas siglas me suena a eso), así que a saber quién es la marica chiflada a la que se le ha ocurrido la idea (o la idea de filtrarlo a los medios).

Después, el señor Willis está totalmente desautorizado a hacer declaración alguna sobre el conjunto musicovocal de canción ligera Village People... ¡porque lo dejó en 1979/80!




Sí, querida amiga Capricornio, el poli que sale en "Can't stop the music" no es él, sino su sustituto hasta la fecha. Puedes volver a ver la película entera tres veces por semana como hacías antaño sin necesidad de estar llamando a Boti, a Carla Antonelli y a los de Colegas cada vez que no entiendas el sentido de una frase.

Con lo cual es imposible que haya aceptado cantar en la ceremonia de apertura de los juegos de SochiTagamochi, porque nadie lo ha invitado y porque hace 35 años que no forma parte del grupo.

Al margen de esto, Willis, el cantante, el vocalista, que era EL ÚNICO HETERO DEL GRUPO en su época, desde su separación no ha parado de querellarse contra el resto del grupo, productores, discográficas y demás exigiéndoles derechos de autor, de imagen y de voz. O sea, un plasta.



Y si ha saltado con esas declaraciones es porque debe tener una alarma en Google que en cuanto alguien publica algo sobre "Village People" le salta reclamándole derechos en plan SGAE o respondiendo como única voz autorizada. Y claro, a los medios pues les da igual, porque el titular está servido: el cantante original de Village People dice que blablablabla.
Y además aprovechando que el Clamores desemboca en el alcázar, vamos a resacar el titular del año 2007 para que todas las maricas se pongan atacadas de los nervios.

Afortunadamente, con una tranquilidad pasmosa, a través del departamento de comunicación de la página oficial de Village People (nadie sabe si es el indio, el negro o el cowboy el que lo hace) han declarado que todo es una absurda tontería, que el tal Willis no representa al grupo bajo ningún aspecto, que están en contra de cualquier discriminación y que el significado maricón de la canción YMCA no es que sea evidente, pero vamos, que cualquiera puede sacar sus propias conclusiones.

Así que, querida, yo te pongo el vídeo de la película y atrévete a decirme que no es una mariconada en toda regla (o menstruación).



¿sí o qué?

Imagino que para los gays de nueva hornada todo esto que estoy contando es muy de marica vieja, como de cuando empezaba yo a salir y los gayses mayores hablaban de las folklóricas (o como los que ahora andan por los 40 se despiporran hablando de la primera vez que vieron a Mónica Naranjo.... esto... ¿quién es esa? ¿alguien se acuerda ya de ella?), pero chica, es iconografía gay, te guste o no. Aquí tenemos a la Naranjus, las folklóricas Sarita Montiel y Alaska, y allá a Barbra, Tom Shelleck y los Village People. Que la Gaga llegaría mucho más tarde. Bueno, sí, los ingleses y los canguros tienen a santa Kylie.

Para mayor información, el primer álbum del grupo (cuando aún estaba Willis) se llamaba "Cruising" y una de sus canciones más celebradas fue "Macho Man". 


A lo que voy. Que de todos los blogs mariconoides consultados, sólo uno ha tenido la decencia de rectificar su alarmista titular investigando mínimamente el asunto (que son cuatro clics de ratón, que te lo digo yo que lo he hecho... bueno, también hay que tener una mínima idea de inglés, porque en la web del Adelantado De Segovia te aseguro que no han puesto NADA de esto).
 
Y entonces ya me pongo serio y me paro a pensar que... bonitas mías, hay que ver lo sencillo que es manipularnos, porque somos unas fáciles... ¡y lo que nos gusta a nosotras sentirnos ofendidas, injuriadas e indignadas!
Diva de telenoveeeelaaaa. 

4 comentarios :

Driver GT dijo...

Ya sabes, todo lo que pone en intenné (y sobre todo en la güiquipedia) es cierto al 100%, da igual quién lo haya escroto (huy, he dicho escroto).

Haddoquin dijo...

¡Qué poco rigor y cuanto sensacionalista (dícese del colocado con Vernel Sensations) hay en los mundos del intenné! Debe que ser la pluma, que nos convierte en una Rita Skeeter cualquiera.

Ains, Village People. ¡Qué mal recuerdo guardo de esta gente! Todo por confundir, donde no debía, Macho Men con YMCA.

un-angel dijo...

No puedo decir que me quede más tranquilo porque no me había enterado de la polémica pero bueno, como ya han dicho por ahí la moraleja es que no hay que creerse todo lo que uno ve escrito por ahí...
...que risa con lo de "tócate las tetas y hazte la muerta!, jajajajaja, que cosas tienes...

Sufur dijo...

Yo diría más aún, atreviéndome mucho mucho: muchas de las películas porno de Titanmen tienen un subtexto gay que, si rascas un poco, es perfectamente visible para los entendidos. Y el que diga lo contrario, es rubia

Publicar un comentario en la entrada

Un blog se nutre de comentarios. Aunque sea para ponerme a caldo di algo, cojostio.

Blog Widget by LinkWithin