Madrileñísimo 2009. La Paloma


Ya han puesto las calles para las fiestas de la Paloma.



Después de que las fiestas patronales de Madrid, también llamadas del Orgullo Gay, acabaran convertidas en un botellón y un meadón en toa Chueca que no se puede respirar, en estas fechas tan señaladas es para mí un hondo motivo de satisfacción celebrar las fiestas de San Cayetano, San Lorenzo y La Paloma, que son las auténticas de los madriles, porque aunque abulense, bolo y segoviano tenga mis orígenes, uno es nacido en Madrid, gato a pesar de no castizo.


Como en el fin de semana no habrá quien dé un paso por allí, lo mejor es pasearse las calles de La Latina de aquí al viernes y ver lo primorosamente adornados los balcones, beber una limoná y los más atrevidos comer unas gallinejas.




Como es habitual, la concentración marica se produjo frente a La Sixta, donde además están los chicos más guapos y la mejor música para desfasar un poco. Pero cuidado: saberte la letra de "Divina" de Radio Futura te delata la edad, por mucho bótox que te pongas, y los jovencitos te miran raro. Me llaman mal, lo dicen mal, me da una rabia.


Este año la calle Calatrava tiene una decoración así como oriental (en honor a la Maggie y al Corredero, inspiradores del título de la entrada de hoy), pero es que con eso del boicot lento y silencioso pero sistemático al mariconismo de la crisis, el Ayuntamiento de Madrid no encenderá las bombillas hasta el fin de semana, así que los propios bares son los que han tenido que irse corriendo a IKEA a comprar unos farolillos para iluminar la rúe.


En el bar The Paw creo que han puesto un cartel que pone VUELVE PRONTO, BLANQUITA.


Nada particular que comentar, no llegaría ni a una hora lo que estuve allí, y como anécdota, un matrimonio de esos heteros que me preguntaron que qué estaba bebiendo y posteriormente la composición de la limoná. "Por uno cincuenta ahí te ponen una". Anda los aprovechaos, que me la querían beber.


Por las fotos parece que había gente. Error. Sólo en La Sixta. El resto estaba más pelao que la parrusa de Marujita.




Blog Widget by LinkWithin