Aventuras en la India

Qué traicionera es la memoria.


Ha salido a la venta
el pack de deuvedés con El Tigre de Esnapur + La Tumba India, de Fritz Lang, un par de películas de aventuras que vi en la tele cuando era un crío y que en su día me apasionaron. Ingenuo de mí.

Bien, pues mejor dejar en la memoria los buenos recuerdos, porque la revisión ha sido nefasta. Yo no sé si el autor de los Doctor Mabuse, Perversidad, La venganza de Crimilda o Metrópolis estaba ya chocho a finales de los años 50 o que simplemente se le fue la olla intentando retomar al pie de la letra un guión escrito en los años 20 entre él y su mujer, pero vamos, que las peliculitas son para darle de comer aparte.

El argumento es el siguiente: Un arquitecto europeo viaja a una provincia india a ayudar al maharajá a reconstruir la ciudad. En el camino se encuentra con la bailarina elegida por el maharajá para ser su esposa y la salva de un malvado tigre. Ooooh. Evidentemente, se enamoran. Mientras, en palacio, el hermano del príncipe conspira para hacerse con el trono y para ello no duda en usar a la bailarina. El príncipe se entera del romance del extranjero con su chica y arma la de San Quintín.

Lo que podría ser una interesante historia de aventuras se queda en un guión con bastante intriga pero con acción nula. Casi todas las escenas se interrumpen de golpe para dar paso a la siguiente, que no tiene nada que ver con la precedente. La interpretación es absolutamente estática, los decorados de cartón piedra dan risa, los efectos especiales de animales para qué contar y la iluminación es terrorífica (estén donde estén, ya sea en el desierto o en una cueva, los protagonistas tienen siempre un cerrado foco sobre sus caretos).

Afortunadamente, siempre es posible verla con un aire complaciente y sentido del humor. La ambientación se pasa de kitsch: el príncipe lleva encima un Todo a Cien en pedrería y brillos, las caritas de la bailarina son para mearse, y ya si la ves en la versión original alemana, te partes. Aparte, tiene un auténtico momento maricón maricón:

Observen esta escena, y tengan paciencia, esperen al minuto 2:12.

Tremendo, ¿eh? Ella es Debra Paget, actriz americana muy versátil (oh, alguien utiliza la palabra versátil sin referirse al mariconismo). Tan pronto estaba en una de terror de Corman como hacía de chica Elvis, de princesa egipcia, cristiana mártir o heroína medieval. Monísima, se casó en 1964 con un magnate del petróleo y se retiró del cine. Anda que no era lista.

A lo que voy. Venden este par de películas como ingenuo testamento lleno de romanticismo del genio Fritz Lang. Y los críticos las ponen de obras maestras absolutas. Pues no, perlas mías, siendo condescencientes: este díptico hindú es un bodrio superchungo que sólo funciona con unas copas de más.

21 comentarios :

Salarino dijo...

Y mucha pedrería. Qué fuerrr el momento me quito la túnica. Hay que tener mucho ojito con las trampas de la memoria: el recuerdo es como un Gran Hermano, que lo magnifica todo. Por eso, muchas músicas, pelis y, sobre todo, a l@s ex-loquesea, conviene dejarlos en el pasado. No sé en qué culebrón escuché, además, eso de que "cuando el pasado vuelve, es para quedarse". Quitapordios. Me levanté filósofo hoy, fíjate tú. Muy bueno el post. Saludos.

Pedro Pé dijo...

Jajajaja
Bueno bueno bueno...cuando saca las manitas de la túnica es lo más!
He visto serpientes mas reales en el chino de mi barrio. Que cutrez!
Y la estatua esa con megapechos que representa? Sabrina? Samanta? Carmen de Mairena?
Eso sí, ella monísima.

Peritoni dijo...

Je je je, lo que son las cosas, después de leerte y prepararme para lo peor: me ha gustado.
Ella, que tiene cara de cualquier país menos India, está buenísima si se me permite decirlo, no me extraña que cazara a un magnate.
El vestuario me encanta, ese bikini imposible de superlujo que atenta a la ley de la gravedad es divino de brillante.
El de él también es de lujo no de todoacien...
Y la puesta en escena en plan teatro de ópera.
Lástima que la serpiente...porque era una serpiente, ¿no?, podría ser un E.T. esmirriao.

La revisión de pelis del pasado tiene eso, sólo las obras maestras aguantan el paso del tiempo.

Funksturm dijo...

Yo también digo ¡NO! al revisionismo de pelis y series de la infancia. Me pasaron el pack completo de Ulysses 31 y no aguanté ni el primer episodio. Y mira que me gustaba a mi Ulysses 31...

TB97 dijo...

Yo también vi estas pelis cuando era un crío (hace nada, vamos) y me lo pasé pipa. Casi que no las reviso...

Pasaelmocho dijo...

Ya sabía yo que al Peritoni le iba a encantar. Noooo, si él to lo que brille, to lo que brille. ¿Quieres que te la copie, perla?

Las pelis son de 1958, es lógico que los efectos sean cutrillos, pero es que eso no es lo peor, sino el ritmo narrativo, que es desastroso.

El revisionismo es peligroso. Yo no soy nada trekkie (creo que jamás he visto un capítulo ni una película), pero mi tx particular se ha bajado los primeros episodios de La Nueva Generación y ha salido espantado.

El revisionismo de exes es aún más peligroso. Afortunadamente, mi tx supera en muchísimo a los dos exes oficiales. Y ya se sabe, al igual que los archivos de informática, los exes son ejecutables.

Atención: hay dos versiones anteriores de la misma historia: de 1921 (muda) y de 1938. ¿Habrá quien las recupere????

Gwathadan dijo...

Escalofriante...

No dejas de sorprenderme

Reputada dijo...

Perdoneme, pero disculpeme señor Mocho, qué tiene del momento gay el bailecito de la prenda esta¿?
Lo mejor el hindú calvoroto hablando en alemán jajaja.
Decía el Sabina, al lugar donde has sido feliz no debieras tratar de volver, y qué razón tiene qué chasco cuando aquello que nos hizo tan felices se torna mediocre ante nuestros adultos ojos.

Miss Móchez dijo...

El momento gay es el del minuto 02:12, cuando Seetah se desprende del manto estrellado.

Un arquetipo de los gays es la fascinación por el lentejueleo, las divas y el showbusiness, y ese instante lo tiene todo. vamos,q ue ni Norma Duval lo hubiera podido superar. Por supuesto que es una opinión totalmente tópica y estereotipada y que pondrá de los nervios a más de alguna marica militanta, pero ah, ahí está. En los últimos años la fascinación se dirige hacia otras divas más modernas tipo Madonna, Kylie o Alaska (los más de baratillo, la Naranjus).

Y si no que se lo digan a algunos comentaristas de este blog, que les pirran más las lentejuelas que un flotador rosa gigante.

El Churruán dijo...

Jajaja, que bueno el video. Cuando contabas el resumen, pensaba que estaba leyendo un plagio de los dibujos de Willy Fogg, jojojo.
Madre mía, cuanto rubí de plástico.

MM de planetamurciano.tk dijo...

Mare mía ke vídeo....No doy crédito....A ver si me recupero y puedo decir algo...

Les Fartons dijo...

Para entretener a mis sobrinos voy a fabricarme yo también una serpiente con una manguera y moverla con hilo de coco.

Enfins.... tanto momento gay en el 2.12 y resulta que es el momento supervedette... pasael, más crítica porn plis

Josafat Vanuatu Fartons

Cayetana Altovoltaje dijo...

A mí lo que me descoloca por completo es oír a los rajás y ghandis hablar en alemán.
El bikini es tremendo.

Eric dijo...

Qué cosas nos sacas, Mocho! Pero la verdad que entre la serpiente y los brillos merece la pena.

Soy yo o da la sensación de que el bikini lo han hecho en plan "te echamos silicona (de ventanas, entiéndase bien; también valdría pegamento) y tiramos purpurina por encima"?

Las revisiones de cosas que nos gustaban de pequeños es fatal. Hace poco volví a ver algun capítulo de los caballeros del zodiaco y casi muero (si, jovencito, qué pasa?) :P

yunzapito dijo...

mocho, mocho... ¿ que cojones le has hecho al youtube que ha dejado de funcionar ?
¿ No les habrás dado consejos sobre tarjetas de video o módulos de memoria verdad ?

El otro día vi un sujetador en una tienda de tenerife que era igual que el que lleva la chica ésta en el baile.

Peri, tenemos que ir a una modista para que nos haga ropa a los dos, seguro que comprándolas por kilos las lentejuelas nos salen más baratas.

Genevieve Fartons dijo...

Reclamo mi derecho a pasar por el polígrafo, hacerme la prueba de ADN, lo que sea...para demostrar que pertenezco a la familia Fartons. Fui concebida una noche de pasión ilegal por el patriarca Joan Antoni Fartons de Moncade.

Les Fartons dijo...

Vaya, apareció Geneviève... tendremos que quitar los carteles y no volveremos a aparecer en programas matinales diciendo lo de Geneviève te perdonamos pero vuelve a casa. Que sepas que no te perdonamos superparanada pero, qué se le va a hacer¡, habrá que intentar convivir. Dientes dientes.

Renata Doppelzimmer i Fartons. La matriarca

Pasaelmocho dijo...

¿Pero se puede saber qué les han echado hoy en el colacao a la familia Fartons?

Higinio Fartons Loureiro, una solución quiero.

Fennec dijo...

de esa peli siempre me queda la escena de cuando los lanzan a la cueva de los leprosos que mas que menesterosos parecian zombies

Alberto dijo...

Anda que mira que sois sofisticadas...

Ok, que no es Furia, vale, pero en su género está bien y se deja ver estupendamente. Estas películas hay que verlas con buena voluntad.

Nada, quería romper una lanza a favor. Es Kitsch, y Lang tenía una tendencia Kitsch que a menudo le podía (teutón al fin, ¿o habéis olvidado Metrópolis?), pero es Buen Kitsch. No sé. Como El mago de Oz. O El ladrón de Bagdad versión Korda-Sabú-Conrad Veidt

Si queréis algo en la misma línea pero en risible, os recomiendo La reina cobra, que acaba de salir, también dirigida por un teutón. Protagonizada por el epítome de actriz camp, la reina del pareo cutre Maria Montez (el pareo menos cutre lo lucía con gracia Dorothy Lamour) homenajeada por Jack Smith en el clásico de vanguardia Flaming Creatures (¡Que viene Ali-Babá!). La Reina Cobra es como El tigre de Schapur pero sin gravitas y con Sabú. En cuanto a María Montez, hoy está injustamente olvidada, pero creo que merece un post en esta página. ;-)

Alberto dijo...

Por cierto, no es que crea que interesa a nadie, pero las versión del 38 salió en un DVD junto con la del 59 en una edición francesa preciosa de la colección Les introuvables.

Y de verdad, si os gusta el exotismo, no hagáis caso y tratad de pillarla. Eso sí, vedla con sentido del humor.

Publicar un comentario en la entrada

Un blog se nutre de comentarios. Aunque sea para ponerme a caldo di algo, cojostio.

Blog Widget by LinkWithin