Estado de...

Se pide la retirada de un libro.
Se juzgan como terroristas a tuiteros.
Se condena por blasfemia.
Se pide la retirada del diccionario de expresiones sexistas. ¡Del diccionario!
Se pide la retirada de una instalación de Arco por motivos políticos ¡y van y hacen caso y la retiran!
Se condena a un rapero (absolutamente gilipollas en mi opinión) por injurias.

No me extraña que el pobre Forges se haya muerto del sofocón.


Blog Widget by LinkWithin